PUBLICIDAD
¡Descarga GRATIS! 100 años Toma de Zacatecas. MxD Niños
PUBLICIDAD
Ranking
Newsletter de México Desconocido México Desconocido en Facebook México Desconocido en Twitter México Desconocido en Google+ México Desconocido en YouTube México Desconocido en Flipboard RSS de México Desconocido
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Biografía de Vasco de Quiroga (1470?-1565)

Por: México desconocido

Te presentamos un acercamiento a la vida y obra de este personaje, primer obispo de Michoacán y entregado defensor de los derechos y libertades de los pueblos indígenas en México.

Oidor y obispo de Michoacán, Vasco Vázquez de Quiroga nació en Madrigal de las Altas Torres, Ávila, España. Fue juez de comisión en Valladolid (Europa) y más tarde nombrado oidor del Virreinato de la Nueva España.

Existen dudas acerca del lugar donde realizó sus estudios, pero la mayoría de los historiadores suponen que fue en Salamanca, donde hizo la carrera de abogado, misma que concluyó en 1515.

En 1530, siendo ya licenciado, Vasco de Quiroga desempeñaba una comisión en Murcia cuando recibió una comunicación del rey designándolo miembro de la Audiencia en México, por recomendación del arzobispo de Santiago, Juan Tavera y los miembros del Consejo de Indias, pues la empresa colonizadora en América había hecho crisis por las iniquidades de la primera Audiencia.

Así pues, Quiroga llegó a México en enero de 1531 y desempeñó ejemplarmente su misión junto con Ramírez de Fuenleal y otros tres oidores. La primera medida fue abrir juicio de residencia contra Nuño Beltrán de Guzmán, Juan Ortiz de Matienzo y Diego Delgadillo, antiguos oidores, resultando éstos culpables y pronto devueltos a España; el mal trato que los ibéricos habían dado a los naturales y sobre todo el asesinato del jefe de los indígenas tarascos perpetrado por Nuño de Guzmán, habían provocado la rebelión de los naturales michoacanos.

Siendo visitador y pacificador de la región (que actualmente ocupa el estado de Michoacán), Vasco de Quiroga se interesó por la situación social y religiosa de los vencidos: intentó la fundación de Granada, así como la creación de hospitales, los de Santa Fé de México y Santa Fé de la laguna en Uayámeo a las orillas del gran lago de Pátzcuaro, a los que llamaban hospitales-pueblo y que eran instituciones de vida comunitaria, ideas que tomó de su formación humanística, que incluía propuestas y teorías de Tomás Moro, San Ignacio de Loyola, Platón y Luciano.

De la magistratura, Quiroga pasó al sacerdocio siendo consagrado por fray Juan de Zumárraga, entonces obispo de Michoacán; Carlos V había prohibido a sus súbditos que esclavizasen a los indios pero en 1534 derogó tal disposición. Al saberlo, el nacido en Ávila envió al monarca su célebre Información en derecho (1535), en la que condenaba enérgicamente a los encomenderos "hombres perversos quienes no convienen que los nativos sean tenidos por hombres sino por bestias” y defendía apasionadamente a los indígenas, "que no merecen perder la libertad".

En 1937 "Tata Vasco" (como así le nombraban los originales michoacanos a los que abrazaba) fue nombrado obispo michoacano, en un acto único donde recibió todas las órdenes sacerdotales. Participó, ya en calidad de obispo, en la erección de la catedral de Morelia. Ahí formó “un género de cristianos, a las derechas como iglesia primitiva”. Urbanizó muchas localidades, principalmente en la región lacustre, concentrando sus principales barrios en Pátzcuaro, los cuales proveyó de hospitales e industrias, para las que también instruyó a los indígenas para su trabajo y atención sistemática.

Por ello, el recuerdo de Quiroga en estas tierras es entrañable e imperecedero. El primer obispo de Michoacán y defensor de las causas de los indígenas murió en Uruapan en 1565; sus restos fueron enterrados en la catedral de la misma población.

ComScore
IASA Comunicación