Portada-oct-nov
Suscripciones Media Kit
apple googleplay

Síguenos

Suscríbete al Newsletter

Descubre Destinos Zonas Arqueólogicas

Cacaxtla, una singular zona arqueológica

En 1975 vieron la luz, como producto de un saqueo, las ruinas arqueológicas de lo que en tiempos antiguos fuera un centro ceremonial, hoy conocido como Cacaxtla, situado en los valles de la región de Puebla-Tlaxcala.

24-06-2010, 11:19:20 PM
Cacaxtla, una singular zona arqueológica
mm

Conoce México, sus tradiciones y costumbres, pueblos mágicos, zonas arqueológicas, playas y hasta la comida mexicana.

Esta singular zona arqueológica famosa entre los amantes de la arqueología por estar totalmente cubierta por una moderna estructura metálica, a manera de techo, muestra a sus visitantes los restos arquitectónicos de lo que en realidad fueran varios edificios superpuestos.

La zona arqueológica de Cacaxtla

Los edificios de Cacaxtla están decorados con importantes vestigios de la pintura mural con que en tiempos antiguos eran engalanados los aposentos de las clases dirigentes de las épocas pretéritas.

Fue precisamente tras este hallazgo, que los arqueólogos y especialistas decidieron techar el sitio, para que la luz del sol y el agua de las lluvias no dañaran las nuevas pinturas descubiertas.

Según los estudiosos del México prehispánico, Cacaxtla tuvo su esplendor entre el año 700 y el 900 de nuestra era, tras la decadencia de Teotihuacan como la capital más importante del altiplano central, en un periodo mejor conocido por los arqueólogos como el Epiclásico, cuando surgieron numerosas ciudades como: el Tajín o Xochicalco, pequeñas capitales que nunca alcanzaron la grandeza de la capital de los teotihuacanos.

Fue durante este periodo también, cuando numerosos grupos provenientes del sur, mejor conocidos como “olmecas-xicallancas”, se establecieron en la región de los valles de Puebla-Tlaxcala para erigir sus ciudades capitales, aprovechando la estratégica posición que estos guardan en la ruta de tránsito que va desde Costa del Golfo y hacia el altiplano central mexicano.

Cortesía Sectur

Una arquitectura invaluable

Sin duda, la verdadera importancia de este sitio arqueológico radica en que Cacaxtla es un claro ejemplo del sistema de construcción que utilizaron sus antiguos habitantes, quienes una sobre otra, levantaron una nueva etapa constructiva sobre el gran montículo orientado en dirección norte-sur.

Es decir, que sobre una primera edificación construyeron un nueva que cubrió a la anterior, de la misma manera que la capa más superficial de una cebolla, cubre a las que están en su interior.

Fue gracias a este sistema de construcción, que tanto las ofrendas rituales, los utensilios y por supuesto, las pinturas murales se conservaron así hasta nuestros días sin perder su vistoso colorido.

Finalmente, y ya que hablamos de estos vestigios de la pintura mural con que estaban decorados los muros del gran basamento de Cacaxtla, cabe señalar que su estudio aun continúa en proceso de investigación y que los aportes del Instituto de Investigaciones Estéticas de la Universidad Nacional al respecto, han sido muy notables en los últimos años.

Pero mientras tanto, los misterios de esas antiguas civilizaciones seguirán motivando la visita a estos lugares mágicos del México Desconocido.

Wikipedia

Te recomendamos: