Síguenos

Suscríbete al Newsletter

Conoce México Cultura y artesanías

La Talavera: motor de Dolores Hidalgo, Guanajuato

Pocas ciudades del país pueden decir que viven completamente de la artesanía. En Dolores Hidalgo, Guanajuato, encontrarás calles repletas de todo tipo de objetos cerámicos. ¡Te sorprenderán!

mm

Conoce México, sus tradiciones y costumbres, pueblos mágicos, zonas arqueológicas, playas y hasta la comida mexicana.


Además de ser cuna de la Independencia, Dolores Hidalgo es una población fantástica donde innumerables alfareros y ceramistas han hecho de la cerámica de talavera su forma de vida al trabajarla en diversas formas (algunas caprichosas) y tonos multicolores que engalanan al México popular país con un hondo espíritu folclórico. 

Precios y diseños para todos los gustos pueden encontrarse a montones si se tiene el tiempo de recorrer el mercado de artesanías o las grandes bodegas y almacenes que suelen llevar como marca de su artesanía el apellido de los propietarios. Desde la entrada, la ciudad es un mosaico donde la vista se pierde entre los colores de jarrones, aguamaniles, macetones, vajillas, candelabros, platones, fruteros y demás objetos de cocina y adorno que pueblan el paisaje.  Los irrepetibles diseños son también muestra de la capacidad de las mágicas manos de los ceramistas que han cuidado transmitir el oficio de generación en generación.

El presidente de la Asociación de Alfareros, Delfino Estrada Álvarez, estima que hay un padrón aproximado de 2,300 talleres cuya producción anual alcanza ventas superiores al millón y medio de dólares.  “Estamos hablando de que la alfarería representa el 90% de la actividad económica de la ciudad, realmente se produce muchísimo, y esta industria ocupa unas 70 mil personas. El 70% de la producción es para consumo nacional y el 30% se exporta a Estados Unidos, Canadá y Europa”, explica.  Los niveles de demanda de la talavera han obligado, desde hace unos diez años, a que los grandes fabricantes sustituyan algunos procesos artesanales como la utilización del torno para sacar las piezas y la “batida” del barro con los pies. En su lugar se implementó el molde de yeso y el molino de bola, respectivamente.    

“Al principio se producía la talavera sólo en color azul y blanco con decorados variables, y ahora los clientes nos piden diseños diferentes: hay girasoles, alcatraces, aves, frutas, todos diseños originales, creatividad de los pintores”, afirma Delfino Estrada.  Platica con orgullo que a diferencia de otras regiones del país, donde no es valorado el trabajo del artesano y se le paga mal, aquí uno de los obreros gana en promedio mil pesos semanales por una jornada normal de trabajo.  “Fabricar la talavera sí es rentable, es un proceso muy noble y que gusta mucho a la gente.”  La materia prima se extrae de los yacimientos de barro y arcillas que rodean la ciudad, lo que abarata costos, pero los esmaltes y colores para la decoración se traen de la Ciudad de México o de Monterrey.

El secreto de la elaboración

Cada pieza lleva un proceso de elaboración de entre 12 y 15 días, según explica Juan Aguilar Correa, uno de los más destacados fabricantes. Al llegar, el barro es introducido en bruto en unos molinos de bola, y se le agrega pasta cerámica que da más resistencia al material. Luego de unas 16 o 18 horas, el barro sale en forma líquida y se cuela por unas estructuras de mallas metálicas para quitarle grumos e impurezas. Posteriormente se procede al “vaciado”, es decir, se coloca el barro líquido en moldes de yeso según la pieza, y en donde el molde absorbe la humedad haciendo que la pieza ensanche hasta tomar el grosor necesario para sacarse y poder ser manejada. La duración de este proceso depende del tamaño y del tipo de pieza que se trate. 

Cuando las piezas se han secado totalmente y se han sacado del molde, cada una es revisada y se “lijan” los bordes y aristas en lo que se llama el precortado. A continuación, con una esponja humedecida en agua se pule la pieza manualmente para quitarle las impurezas y tapar porosidades. Después se introduce en un horno de gas donde se quema durante seis horas a una temperatura de 850ºC, en promedio.  Al salir, las piezas se seleccionan y por inmersión manual se realiza el vidriado o esmaltado, en cuya capa se pintarán las figuras. Esto constituye el proceso de decoración y es donde el artesano utiliza toda su creatividad. Los diversos colores se aplican con pinceles especiales, y al término de la decoración se pasa a la última quema (el cargado) a más de mil grados centígrados, lo que hace que los colores cambien de tono y se fijen al material. 

Más que artesanía

La región de Dolores Hidalgo se conocía como Cocomacán, que significa “lugar donde se cazan palomas”, y era habitada por chichimecas. La región fue colonizada durante el régimen del virrey don Martín Enríquez de Almanza (1568-1580), quien fundó la Congregación de Nuestra Señora de los Dolores. Vacacionar en la ciudad es también una grata experiencia, pues a la par de su potencial artesanal, cuenta con varios atractivos turísticos de carácter arquitectónico, cuya visita no se puede perder. Es recomendable acudir al Museo-Casa Don Miguel Hidalgo, donde habitó el cura y que era conocida como Casa del Diezmo. En su interior se exhiben objetos, muebles y documentos de la época de Independencia

El Museo de la Independencia está construido en lo que fuera la cárcel, y actualmente exhibe una semblanza de don Miguel Hidalgo y otra del compositor José Alfredo Jiménez. Sobresalen también los edificios de la Parroquia de Nuestra Señora de los Dolores, de la Asunción, el Templo de la Tercera Orden, la Casa de Visitas, la de Abasolo, el Monumento de don Miguel Hidalgo, el dedicado a los Héroes de la Independencia, la Hacienda de la Erre y el Mausoleo de José Alfredo Jiménez.  Deléitese también con las famosas nieves de exóticos sabores como camarón, mole, pipián, elote, aguacate y mantecado, entre otras, que puede comprar alrededor del centro histórico.

¿Conoces la población de Dolores Hidalgo? Cuéntanos tu experiencia… ¡Comenta esta nota!

Recomendaciones

También te podría interesar

Comentarios

Lo último

Mercados de México
México
Mercados tradicionales para comprar adornos de Navidad

En diciembre los mercados tradicionales en todo México se transforman para ofrecer los adornos de Navidad. Te dejamos la lista alguno de ellos, para que tengas la Navidad más feliz de todas.

El significado de las piñatas
México
El significado de las piñatas y su origen

¡Ya le diste uno, ya le diste dos, ya le diste tres! Conoce el origen y significado de las piñatas: una tradición mexicana que llegó de China.

cómo hacer un nacimiento navideño, paso a paso.
México
Cómo hacer un nacimiento navideño, paso a paso

El nacimiento navideño es un elemento clave para festejar la Navidad. Si quieres poner el tuyo pero no sabes por dónde empezar, te recomendamos seguir estos pasos.

México
6 recetas mexicanas para preparar en Navidad, Año Nuevo y Reyes

Te compartimos 6 recetas mexicanas para preparar en Navidad, año Nuevo y Día de Reyes. Son recetas muy fáciles y deliciosas.