Buscador
Ver revista digital
Actualidad

Clausuran construcción ilegal que dañaba la Zona Arqueológica de Teotihuacán

Estado de México
piramide_del_sol_Mexico_Desconocido_01
© BELIKOVA

Después de múltiples denuncias sobre la construcción de un parque en la zona arqueológica. Hoy, elementos de la Guardia Nacional y la Policía Federal aseguraron el predio.

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) informó a través de un comunicado, el aseguramiento del predio donde se realizaban obras ilegales que atentaban contra el patrimonio cultural de Oztoyahualco, Teotihuacan. Lo anterior, es una consecuencia de la denuncia presentada por la institución en fechas recientes.

“El aseguramiento se llevó a cabo con el apoyo de 250 elementos de la Guardia Nacional y 60 elementos de la Policía Federal Ministerial, así como peritos especializados en la materia para el caso. Una vez asegurado el inmueble, este quedó a resguardo de la Policía Municipal de Teotihuacan, a petición de la Fiscalía General de la República”, informó el INAH.

¿Qué sucedía en Teotihuacán y por qué pone en riesgo el título de Patrimonio de la Humanidad?

Teotihuacán, la zona arqueológica más conocida de México, corre el riesgo de perder el título de Patrimonio Mundial de la Humanidad. La razón es que desde hace algunos meses, se realizan obras ilegales en las inmediaciones del complejo, lo cual pone en riesgo varios monumentos.

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) hizo una fuerte condena de la realización de las obras y lleva varias de denuncias emitidas. El 5 de marzo, el INAH solicitó la detención de las obras y se colocaron cintas de suspensión, sin embargo, los sellos fueron violados y la construcción continuó. El 30 de marzo se realizó una segunda diligencia de suspensión y se advirtió sobre el inicio del proceso penal.

Debido a la omisión por parte de los constructores, el 20 de abril se entregó una denuncia penal en el Ministerio Público Federal. Pese a la acción del INAH, las obras continúan.

El problema actual se encuentra en las parcelas 23 y 19, del Ejido Purificación, en el municipio Oztoyahualco, dentro del área protegida de la Zona Arqueológica de Teotihuacán, donde los primeros habitantes llegaron en el año 400 a.C. En dicha región, casi cuatrocientos años después, dicha civilización llegaría al esplendor.

De acuerdo con los investigadores, en dicha zona aún hay muchas zonas por desenterrar y que seguramente poseen vestigios arqueológicos. Lamentablemente, uno de los montículos ya fue destruido por una de las excavadoras. De continuarse el trabajo de construcción, podrían verse afectadas siete hectáreas de la zona arqueológica.

Medios locales informan que dichos terrenos pertenecen a René Monterrubio, ex edil de San Juan Teotihuacán, quien hace unos años intentó construir una gran noria, pero no le fueron otorgados los permisos. Actualmente se especula que pretende construir un parque de diversiones, sin tomar en cuenta los vestigios arqueológicos en el terreno.

Teotihuacán fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1987. El título peligra debido a las construcciones.

autor Filósofo por formación. Contempla el alma e imaginación de México.
Suscríbete al Newsletter

Recibe infomación sobre eventos, escapadas y los mejores lugares de México directo en tu correo.

Comentarios