Suscripciones Media Kit
apple googleplay

Síguenos

Suscríbete al Newsletter

Conoce México Cultura y artesanías

Un submarino por el Mar de Cortés (Baja California)

Desde que el conquistador español le diera nombre en el siglo XVI, aquí llegan viajeros por tierra, mar o aire, ¡y hasta por debajo del agua!, inmersiones a las que invita el submarino deep fligth aviator.

10-08-2010, 9:14:34 AM
mm

Conoce México, sus tradiciones y costumbres, pueblos mágicos, zonas arqueológicas, playas y hasta la comida mexicana.

Entre mayo y junio de 2004 fue posible realizar un proyecto largamente deseado por México desconocido para viajar al Mar de Cortés y así, con un submarino, realizar inmersiones profundas, para lo cual previamente se hizo contacto con el ingeniero Graham Hawkes –diseñador de la nave Deep Flight Aviator, que como su nombre indica se propone “volar” a zonas marítimas profundas–. Luego de ultimar los preparativos se decidió la fecha de octubre de 2003, frustrada por la presencia de huracanes en el golfo de Baja California.   

Con este viaje se accedía a la tecnología de los “vuelos submarinos”, extremadamente novedosa y que marca el inicio del futuro de la aviación bajo el mar. Sobre todo, demuestra el ilimitado potencial del hombre para remontarse a las profundidades marítimas, donde puede sentirse completamente libre. Hawkes afirma que “vivimos en un planeta azul donde nos proponemos explorar las nunca antes vistas riquezas de la Tierra”.   

VIEJOS Y NUEVOS DESCUBRIDORES

En 1522, los viajes que comenzó Hernán Cortés lo llevaron al descubrimiento de Baja California, hecho que inicia la historia de este territorio a partir de la fabulosa descripción de navegantes y conquistadores. Desde entonces, California vivió durante 150 años la fama de tierra inconquistable a causa de los problemas que representaba colonizarla, entre ellos su enorme desierto y las dificultades para hallar agua y alimento. Hoy, la realidad es muy diferente. En el golfo han surgido nuevas actividades económicas que generan empleos, además del arribo de los exploradores-turistas –defensores de ballenas, aves o mamíferos marinos– que comenzaron a llegar en la década del 60 del siglo XX y cuya actividad fue reconocida 30 años más tarde como ecoturismo.   

IN SITU   

El espacio geográfico del Mar de Cortés –que incluye los estados de Baja California y Baja California Sur, Sonora, Sinaloa y parte de Nayarit–, de gran riqueza natural y abundancia marina, es hoy uno de los principales polos agropecuarios y turísticos de México.    

La península de Baja California está separada de la parte continental de México –en particular de los estados de Sonora y Sinaloa– por el Mar de Cortés, un cuerpo de agua de alrededor de 1 070 km de largo por un ancho aproximado entre 100 y 200 km donde abundan numerosas islas, algunas de origen volcánico y otras constituidas por rocas que se remontan a un antiguo lago que quizás existió antes de que este territorio se desprendiera del continente alrededor de cinco millones de años atrás.   

La particular belleza de las islas –que en conjunto forman uno de los archipiélagos de mayor relevancia mundial– y la presencia de un desierto junto al mar constituyen uno de los atractivos más destacados de la región, además de que la zona posee un enorme valor biológico por su diversidad de plantas y animales. Esto responde a un parcial aislamiento geográfico que ha propiciado la formación de especies cuya distribución se limita a las islas y a algunas partes peninsulares y continentales. No obstante el gran desarrollo turístico de la región, una buena parte del paisaje marino y de la costa sonorense se hallan en estado casi virgen, a pesar de que las exploraciones biológicas comenzaron formalmente a mediados del siglo XIX y aún no han concluido.   

El principal atractivo aquí son las playas y en general el paisaje marino, en una combinación de actividades como el buceo, la pesca, el surf, la navegación y el campismo. El carácter de estas islas y playas es muy variado, desde pequeños sitios casi desconocidos hasta grandes complejos vacacionales, además de centros de retiro e islas protegidas y vedadas para el visitante. Todo ello se complementa con la gastronomía típica de las aguas del Pacífico, que generosamente proporciona alimentos no tan fáciles de consumir en zonas centrales del país, como langostas, camarones, langostinos, almejas y una gran variedad de pescado. Las áreas naturales protegidas a lo largo del golfo permiten conservar estos valores, así como la diversidad biológica y los procesos ecológicos.   

MÉXICO DESCONOCIDO INICIA SU EXPEDICIÓN 2004   

El Deep Flight Aviator (DFA), de dos plazas, es el más reciente sumergible concebido por el ingeniero Hawkes, prestigiado diseñador y constructor de alrededor de otros 200 vehículos, quien lo construyó en colaboración con un pequeño grupo de inversionistas y aventureros fundado por Patrick Stafford y ahora liderado por Graham and Karen Haekes.   

El DFA rompe con la convencional dependencia manual para la flotabilidad bajo el mar a la operada por fuerzas dinámicas y abre nuevas posibilidades a la exploración, la aventura y las filmaciones científicas. Constituye un transporte altamente especializado para exploraciones de largo alcance, además de contar con una alta velocidad y avanzada maniobralidad muy útil en el estudio y filmación de grandes animales marinos. Los objetivos de las expediciones del Aviator incluyen las ballenas, delfines y marsopas, tiburones, focas y leones marinos.   

El propósito de la expedición de México desconocido en el verano-2004 era filmar a los calamares, que por esas fechas aparecen en las zonas de Agua Verde y Loreto; de tal modo se seleccionó a Puerto Escondido para llegar con el Aviator y tomar como base la isla Danzante, en la cala conocida como Honny Moon Cont, desde la cual se iniciaron las maniobras. Fue extraordinaria la sensación bajo el agua, a la cual contribuyó la velocidad del DFA, que permitía inmersiones de hasta 200 pies en menos de un minuto, además de que con su versatilidad fue posible acercarse a los grupos de vida submarina. Como promedio se realizaban cuatro inmersiones diarias, aunque la más espectacular fue una nocturna debido a la fosforescencia de los fondos marinos. Durante las noches se revisaba el material filmado y se planeaba el trabajo del día siguiente.      

Después de 20 inmersiones se llegó a la conclusión de que la expedición había sido un éxito, ya que se probó el Aviator en grandes profundidades –está certificado para 1 500 pies de profundidad–, lo cual proporciona una gran independencia; asimismo, con este tipo de submarino podrá continuarse el estudio de los océanos, en especial del Mar de Cortés. Y aunque finalmente no se pudo filmar a los calamares debido a lo revuelto del agua, una futura expedición bien vale la pena para regresar a parajes de tanta belleza, ya que el Mar de Cortés submarino tiene muchos secretos por descubrir. Por lo pronto, los mantendremos informados de este proyecto.   

Fuente:  México desconocido No. 33 / noviembre 2004 

Recomendaciones

También te podría interesar

Comentarios

Lo último

México
6 artículos de playa que querrás tener

Estos artículos de playa harán que a tus vacaciones no les falte nada. Disfruta al máximo tus días descanso; la diversión no está peleada con la comodidad.

México
La lucha libre es nombrada Patrimonio y estas son las razones

Te contamos las razones por las que la lucha libre, un deporte nacional tan emblemático, obtuvo el título de Patrimonio Cultural Intangible de la Ciudad de México.

Día de muertos
México
Día de Muertos, ¿qué es y por qué se celebra?

El Día de Muertos es una celebración mexicana que nos recuerda cuán finitos somos. No obstante, también nos enseña que la muerte es parte de la vida y debemos festejarla.

Puebla
Parque Amalucan, el nuevo y divertido lago artificial en Puebla

Parque Amalucan fue estrenado en el oriente de la capital poblana. Un paseo por estos rumbos te sorprenderá, ya que se trata del parque más grande de la ciudad.