Buscador
Ver revista digital
Conoce México

Luchadoras en el ring y en la vida: Las mujeres de la lucha libre

luchadoras

Conoce la historia de las luchadoras mexicanas que abrieron camino para las mujeres en el deporte nacional por excelencia: la lucha libre.

Lucharon a pesar de las caídas y sin límite de tiempo, conoce la historia de las luchadoras mexicanas que se forjaron un nombre en el cuadrilátero, venciendo todos los obstáculos y estigmas de la época. 

luchadoras
Arturo Ortega Navarrete las rudas vapulean a Irma González, una leyenda de la lucha libre femenil mexicana.

“Las damas del cuadrilátero”, como les llamó el doctor Alfonso Morales (Q.E.P.D), uno de los más grandes especialistas del deporte mexicano, son las luchadoras mexicanas que gracias a su esfuerzo, disciplina y temple ante la adversidad, lograron esculpir su leyenda en la lucha libre.

Conoce la historia de las luchadoras mexicanas que marcaron historia, fueron ejemplo y abrieron camino para las mujeres en un deporte que se consideró y fue en algún momento, exclusivo de hombres.

Con bases de lucha grecorromana, existen registros de que para 1863 la lucha libre ya existía en México, pero fue el 12 de julio de 1935 cuando las mujeres debutaron en este deporte y nacieron las luchadoras mexicanas.

Las primeras luchadoras mexicanas

Era un 12 de julio de 1935 cuando por primera vez, un grupo de gladiadoras debutaron en la Arena México como las primeras luchadoras mexicanas en la historia de México.

El grupo de poderosas mujeres estaba conformado por americanas, entre las que destacaba la luchadora Mildred Burke y la legendaria Natalia Vázquez, considerada la primera luchadora mexicana

luchadoras
luchawiki.org La Dama Enmascarada, conocida como Magdalena Caballero fuera del ring.

“La Dama Enmascarada”, conocida fuera del cuadrilátero como Magdalena Caballero, fue otra luchadora, la primera en usar máscara y primera campeona nacional (1955), considerada una de las primeras pioneras en la inclusión de las mujeres en la lucha libre mexicana.

Al principio no le fue tan bien a las funciones donde participaban las gladiadoras, pues la opinión de la afición se guiaba por estigmas que las mismas luchadoras mexicanas estaban rompiendo, abriéndose camino en el mundo del deporte.

Natalia Vázquez, la primera luchadora mexicana de la historia

luchadoras
excelsior.com.mx La primera luchadora mexicana: Natalia Vázquez.

Natalia Vázquez hizo su debut en la lucha libre mexicana en 1935, junto a un grupo de guerreras americanas, en la que fue la primera función femenil de lucha libre en México.

Ese mismo día, pasó a la historia como la primera mujer mexicana en convertirse en luchadora profesional.

Tuvo un encuentro de lucha de parejas junto a Katherine Hart, contra las rudas Teddy Myers y Mae Steins. El combate resultó en una victoria para la pareja internacional.

En 2017, el Consejo Mundial de Lucha Libre reconoció la carrera de la luchadora con un homenaje: El Torneo Natalia Vázquez.

Conoce la historia de la lucha libre en México, al Consejo Mundial de Lucha Libre y a la AAA.

Irma González, la novia del santo

luchadora
milenio.com La legendaria Irma González.

Irma González no sólo es una de las pioneras de la lucha libre femenil, también fue una gran campeona que tuvo infinidad de históricas victorias a lo largo de su carrera.

De niña, Irma González entrenó y trabajó en el circo de su familia, pero por un incendio tuvo que moverse de Zacatecas a la Ciudad de México, donde tuvo su primer contacto con la lucha libre.

Una vecina suya que era luchadora reconoció el talento de Irma, quien tenía entrenamiento de trapecista, invitándole a luchar a su lado a la edad de 13 años.

Al inicio tuvo conflictos con sus colegas hombres, quienes para la época, creían que la lucha libre era un deporte sólo para varones. 

lucha libre
Irma González era gran amiga del Santo, tomando el nombre de “La Novia del Santo” en más de una ocasión. Irma cuenta que el Santo además disfrutaba de escucharla cantar.

Sin embargo, los promotores reconocerían su enorme talento, llegando incluso a entablar buenas relaciones con El Santo, el enmascarado de plata.

Irma González siguió activa durante muchos años como luchadora profesional y a mediados de los años 90, decidió retirarse, entregando su tiempo a entrenar a futuras promesas.

1954, el último para la lucha libre femenil mexicana

luchadoras
Juan Guzmán Mildred Burke, durante su visita a los cuadriláteros mexicanos, en 1945.

Las luchadoras mexicanas se toparon con uno de sus mayores obstáculos en 1954 cuando el entonces gobernador del Distrito Federal, Ernesto P. Uruchurtu, a pesar de la existencia de la liga femenil de lucha libre, mandó prohibir la participación de las mujeres en el deporte de contacto.

No existe documento oficial de la prohibición para las mujeres de participar en la lucha libre, se cree que todo fue de palabra, lo que ocasionó que las luchadoras se alejaran de la ciudad.

Sin embargo, no se alejaron de la lucha libre, solo llevaron sus espectáculos a la periferia de la ciudad y la provincia.

Chabela Romero

Isabela Romero Rangel, mejor conocida como Chabela Romero, fue una luchadora mexicana que comenzó su legendaria carrera en Japón, destacando principalmente en las décadas de los setentas y ochentas.

Chabela Romero comenzó su carrera en un torneo de lucha libre femenil un 27 de marzo de 1955, un año después de que las mujeres fueran prohibidas en la lucha dentro de la Ciudad de México.

luchadora
pinterest.com Un afiche de la poderosa Chabela Romero.

Romero fue gran rival de Irma González, con la que unió fuerzas para convertirse en campeonas mundiales femeniles de parejas, durante su tiempo juntas en Japón.

En 1958, derrotó a Irma González y se proclamó la primera campeona nacional femenil, pero perdería el título con su eterna rival en 1960, para arrebatárselo nuevamente en 1964.

Después de haber perdido, defendido y ganado los más grandes títulos dentro de la lucha libre y convertirse en una leyenda del deporte mexicano, la legendaria Chabela Romero falleció en 1985, a los 38 años de edad. 

Un año antes del triunfal regreso de las luchadoras mexicanas a los eventos estelares que por tantos años les fueron negados.

¡Conoce las mejores arenas y recintos dónde disfrutar de las mejores funciones de lucha libre aquí!

Luchadoras mexicanas en el cine

A pesar de haber sido rechazadas por algunos colegas, aficionados e incluso personajes de la política, la mayor parte del público aceptaba de buena manera la participación de estas aguerridas mujeres en la lucha libre.

luchadoras
filmaffinity.com Un afiche de la película “Las luchadoras contra el Médico Asesino”.

En 1962, la fama de las luchadoras llegó a la pantalla grande en la película “Las luchadoras contra el médico asesino”, en la que participaron Martha “la Güera” Solís, Magdalena Caballero “La Dama Enmascarada”, Toña “La Tapatía”, Irma González y Chabela Romero.

En 1966 se filmó la película “Las Mujeres Pantera”, con la participación de las luchadoras Betty Grey, Guadalupe Delgado y Marina Rey. 

Irma González, Chabela Romero, Toña la Tapatía, La Dama Enmascarada, La Jarochita Rivero y otras fuertes mujeres fueron las que abrieron camino para que luchadoras mexicanas como Lola González, Pantera Sureña, Vicky Carranza y Rossy Moreno tuvieran una oportunidad en el cuadrilátero.

Las luchadoras regresan a la arena en 1986

Era un domingo 21 de diciembre de 1986 cuando las luchadoras tuvieron la oportunidad de regresar a la lucha libre mexicana en la Ciudad de México.

lucha libre
mexicodesconocido.com.mx Irma González observa a su compañera ser castigada.

Desde entonces, el Toreo de Cuatro Caminos, La Arena México, la López Mateos, La Arena Naucalpan y muchos otros recintos han tenido la oportunidad de ser sede de las más espectaculares batallas de lucha libre femenil en México.

Una larga lucha por librar

Hoy en día, las luchadoras mexicanas tienen un lugar muy especial en el mundo de la lucha libre, siendo respetadas e idolatradas por su belleza, fuerza, carisma y talento, tanto por la afición como por sus colegas y promotores.

Sin embargo, algunos de los estigmas por los que sufrieron sus predecesoras siguen presentes en la sociedad actual, por lo que la lucha por la igualdad aún no termina.

Para las mujeres, ganar un lugar en un deporte como la lucha libre no fue nada fácil y llevó años de humillaciones, malos tratos e intensos esfuerzos por sobresalir, sim embargo, también estuvo lleno de logros, épicas peleas y alucinantes victorias.

luchadoras

Tanto en el deporte como en la vida, estas mujeres probaron que estaban adelantadas a su época y demostraron que con perseverancia, disciplina y un espíritu inquebrantable, se puede llegar hasta las estrellas.

Lee: La lucha libre: Crónica de un deporte nacional como ningún otro en el planeta.

lucha librelucha libre femenillucha libre mexicanaluchadoras mexicanasmujeres en la lucha libre

¿Te interesa el mundo del emprendimiento?
Conoce Emprendedor.com el medio lider en contenido de Ideas de Negocio, Startups, Finanzas, Noticias para emprendedores, Franquicias, Marketing, Inspiración, síguenos y proyecta lo que eres.

Comentarios