Síguenos

Suscríbete al Newsletter

Descubre Destinos Barrios Mágicos

Mixquic

Este Barrio Mágico del DF es el mejor lugar para vivir la experiencia del Día de Muertos en la región centro del país. Conócelo y admira la decoración que “pinta de amarillo” las tumbas de su panteón principal.

mm

Conoce México, sus tradiciones y costumbres, pueblos mágicos, zonas arqueológicas, playas y hasta la comida mexicana.

Un poco de historia

Pocos lugares tienen tanto poder de convocatoria durante el Día de Muertos como San Andrés Mixquic, población situada en el extremo sureste del Distrito Federal. A finales de octubre y principios de noviembre, recibe a miles de visitantes dispuestos a admirar, como cada año, la magia que demuestra su gente cuando de festejar a sus difuntos se trata. Pero más allá de esta celebración, Mixquic posee otros valores histórico-culturales que es necesario difundir.

Para empezar, la palabra Mixquic significa “en el mezquite”, árbol que produce cierto tipo de goma. Originalmente, la población era una isla rodeada por las aguas del lago de Chalco. Tribus chichimecas, chalcas y cuitlahuacas fundaron este pueblo alrededor del año 1168 y, debido a su situación geográfica, hicieron de la pesca su actividad principal junto con una forma especial de cultivo: las chinampas.

Durante el Virreinato, Mixquic nunca tuvo autoridades españolas, aunque sí colaboraba con la mano de obra para la construcción de la primera catedral de la Ciudad de México. Los frailes agustinos fueron los encargados de evangelizar a esta comunidad, y para ello construyeron el Templo y Convento de San Andrés Apóstol. Mixquic proveía a la Ciudad de México de pescado blanco, frijol, maíz y productos de sus hortalizas.

A principios del siglo XIX, en 1813, Mixquic y otros pueblos aledaños sufrieron las llamadas cocoliztlis o epidemias. En 1910 sus habitantes decidieron formar una alianza con las tropas zapatistas y luchar por su derecho sobre los terrenos del ya extinto lago de Chalco. Todavía hace unos sesenta años, Mixquic conservaba el patrón de los antiguos pueblos basado en una economía de chinampas; un buen número de turistas acudía aquí los domingos o días festivos para dar un paseo en las quince canoas que recorrían lo que restaba de su manantial principal. A pesar de los años transcurridos, éste no ha perdido su aire de pueblo gracias a los espacios verdes y las tierras agrícolas que aún posee y que lo mantienen un tanto aislado de la mancha urbana.

Anécdotas del lugar

La celebración del Día de Muertos es la atracción principal de Mixquic. Doña Juanita Suárez nos cuenta qué hacía ese día: “Cuando yo crecí poníamos el altar para nuestros difuntitos, teníamos un lugar especial para ellos. Era una mesa de un metro o metro y medio de largo, y se le colocaban las frutas que les gustaban en vida; también la cera, y se compraba el sahumador para el incienso. Cuando llegaban los niños difuntos se tendía una tira de flores de color para que entraran, y si eran los difuntos grandes se tendía una tira de flores amarillas (cempasúchil). Y salía uno a encontrarles, a darles el paso para que entraran. Ese día se les ponía un farol de colores en forma de estrella, de barril, para que supieran dónde llegar, porque antes no había luz. Ahora ya casi no se usa eso, muy pocos ponen los faroles”.

Tómalo en cuenta

La celebración del Santo Jubileo se efectúa en la primera semana de marzo, y es organizado por los habitantes de los seis barrios de Mixquic. Este acto se significa por la integración social y el sentido de pertenencia de los seis barrios cuyos pobladores desayunan, comen y cenan durante los cuatro días. Cada barrio realiza seis tapetes de aserrín pintado de colores para los cuales participan niños, jóvenes y adultos. El sacerdote recorre las cuatro capillas con el Santísimo expuesto; ahí, la gente reza y canta. A lo largo de los tapetes de aserrín las calles se adornan con papeles, motivos religiosos, luces y flores de mucho colorido. El Santo Jubileo se realiza año con año y es el evento más importante después del Día de muertos.

Recomendaciones

También te podría interesar

Comentarios

Lo último

México
14 datos curiosos de “¡Que viva México!” de Serguéi Eisenstein

Te contamos 14 datos que no sabías sobre el creador de “Que viva México”, un cineasta ruso que retrató nuestro país con una cinta que, aún inconclusa, marcó los derroteros estéticos del siglo XX. Se llama Serguéi Eisenstein.

México
Los barcos de vapor que navegaron en la Ciudad de México

Aunque parezca difícil de creer, los barcos de vapor navegaron por la Ciudad de México durante varios años. Benito Juárez fue uno de los que impulsó este transporte.

San Luis Potosí
Fiesta Nacional del Chocolate en San Luis Potosí, un paraíso gourmet

La Fiesta Nacional del Chocolate en San Luis Potosí se realizará en el mes de febrero y será tan divertida que hasta besos tendrá.

México
Esta es la causa del cocoliztli que mató a cientos de indígenas

El cocoliztli era una enfermedad que atacaba principalmente a los indígenas y que fue responsable de una tragedia demográfica que facilitó la conquista de los españoles.