Síguenos

Suscríbete al Newsletter

Descubre Destinos Naturaleza

Oteros chinipas

Hacia la parte centro-oeste de las Barrancas del Cobre, desde las mesetas altas, se desprenden dos prolongadas corrientes, las de Oteros y Chinipas, formando en su recorrido dos de las grandes barrancas de la región, las cuales llevan los nombres de sus respectivos ríos.

mm

Conoce México, sus tradiciones y costumbres, pueblos mágicos, zonas arqueológicas, playas y hasta la comida mexicana.


Más al norte de Chinipas, estas barrancas se unen y muchos kilómetros abajo, ya dentro del estado de Sinaloa, el río Chinipas se suma al Fuerte, que ya para entonces carga las aguas que provienen de las impresionantes barrancas de Sinforosa, Urique, Cobre y Batopilas.

La bella Barranca Oteros-Chinipas alcanza su máxima profundidad, 1,600 mts en su porción del río Chinipas, aunque parte de la corriente llega a alcanzar los 1,520 mts de profundidad. Esta barranca es de las más desconocidas y probablemente no ha sido recorrida en sus partes más abruptas.

Cómo llegar
Esta barranca, una de las más largas de la sierra, tiene cuatro zonas de acceso: Una es por la región entre Creel y Divisadero; la segunda es por el pueblo minero de Maguarichi; la tercera, y la que se considera su principal entrada, es por Uruachi. Un último camino, difícil por sus malas condiciones, es el de Chinipas.

Los servicios de Maguarichi, Uruachi y Chinipas son modestos; sus hoteles y restaurantes son sencillos y los servicios de electricidad y teléfono tienen horarios limitados y sus caminos son de terracería.

Desde la ciudad de Chihuahua, Maguarichi está a 294 km, por la carretera Cuauhtémoc-La Junta-San Juanito; Uruachi se localiza a 331 km y se llega por Basaseachi, desde donde se hacen dos horas por un camino de terracería en buenas condiciones; y Chinipas se encuentra a 439 km y desde Divisadero, hasta donde llega la carretera, son como siete horas de mala terracería.

Cuevas
Una de las más interesantes es la Cueva de las Momias, en el valle de Otachique cercano a Uruachi. En esta cavidad se conservan restos de tres momias, posiblemente de origen tarahumara, además de numerosos vestigios asociados a esta cultura. Dentro del mismo valle se encuentra la Cueva del Rincón del Oso, con varias piezas arqueológicas como metates y olotes de maíz antiguo.

En Uruachi, pero en el valle de Las Estrellas, está la serie de cavidades de la Peña del Pie del Gigante y la Cueva de la Ciénega del Rincón, la cual cobija algunas casas de adobe del estilo Paquimé.

Miradores
Los mejores miradores son los de las barrancas del Choruybo y de Oteros, en las cercanías del poblado de Uruachi. Desde el Cerro Colorado se divisa todo el valle de Uruachi y la Barranca de Oteros, cubriendo una vista de más de 100 kilómetros a la redonda desde donde se alcanza a ver hasta el estado de Sonora.

En Maguarichi
se tiene una perfecta vista de la porción superior de la Barranca de Oteros. Y en el mirador Chinipas se ve su valle rodeado de las cumbres rocosas, y el pueblo con su vieja misión junto al río.

Formaciones de piedra
Los Altares, en el valle de Otachique, son una serie de peñas que dan la sensación de ser un laberinto, y el ya mencionado Pie del Gigante, en el valle de Las Estrellas, una enorme roca que resalta por la forma que le dio nombre.

Al pie del Cerro Colorado, el de los miradores infinitos, se encuentran singulares peñas verdosas con unos 70 a 80 mts de altura que sobresalen en el paisaje. A estas formaciones se les conoce como los Cantiles del Arroyo de la Ciénega, y son visibles desde Uruachi.

Arroyos y ríosAl fondo de la barranca, descendiendo por Uruachi, se llega al río Oteros, cerca de La Finca, pequeña comunidad a orillas de la corriente, hay un puente colgante que vale la pena conocer. En la población encontraremos de interés sus viejas casas de adobe y sus huertas, llenas de árboles frutales como mangos, aguacates, caña de azúcar (incluso tienen un trapiche), naranjos, limones, papayas, etc. En algunas, las limas impregnan el ambiente con su olor.

La casa que propiamente se llama La Finca, es una enorme construcción de principios de siglo, muy bien conservada. Tiene una gran huerta, una acequia maravillosa que cruza por la ladera de un cerro entre la densa vegetación tropical. En el río Oteros hay pesca de al menos cuatro especies de agua dulce como el matalote y el bagre.

Cascadas y aguas termalesLas cascadas más importantes de esta zona son las de Rocoroybo, compuestas por tres saltos, el más grande con una caída de cerca de 100 mts. Un día de caminata desde Uruachi se requiere para llegar a ella. También por el rumbo de La Finca, cercano a Uruachi, están las cascadas de Mirasoles con 10 mts de caída, el Salto del Jeco con 30 mts, y una de 50 mts que no tiene nombre.

El manantial de Piedra de Lumbreen la comunidad de Maguarichi tiene fama de poseer propiedades curativas.

Rutas de las misiones
Como ya se dijo, la región de Chinipas fue la entrada a la evangelización y colonización de la Tarahumara. En sus alrededores existen misiones y vestigios que representan las primeras huellas de la cultura occidental en las Barrancas del Cobre. Entre ellas se encuentran: Santa Inés de Chinipas (Chínipas,1626), Santa Teresa de Guazapares(Guazapares, 1626), Santa María Magdalena de Témoris (Témoris, 1677), Nuestra Señora de Aranzazú de Cajurichi (Cajurichi, 1688) y Jicamórachi (siglo XVIII).

Pueblos mineros
Esta región cuenta con algunos de los más viejos, hermosos y mejor conservados pueblos mineros que se puedan encontrar en nuestro país. Tal es el caso de Chinipas que se inició como comunidad misional, pero desde el siglo XVIII adquirió su fisonomía de pueblo minero, al ser descubiertos en sus inmediaciones varios minerales. Su arquitectura de adobe es del siglo pasado, y está muy bien conservada. En sus dos plazas señorean dos antiguas locomotoras, que traídas por los mineros ingleses en partes y a lomo de mula, fueron armadas ahí. También se puede admirar un acueducto de construcción decimonónica que ya no se utiliza y que se encuentra en perfecto estado.

Cercano a Chinipas está el viejo mineral de Palmarejo, que data de 1818 y cuyas minas aún producen. Aquí destaca su hermoso templo dedicado a Nuestra Señora del Refugio.

El pueblo de Maguarichi fue fundado en 1749, cuando se encontraron sus minas de oro. Ahora, sin estar despoblado, parece un pueblo semifantasma.

Llaman la atención su templo de Santa Bárbara, de fines del siglo XVIII; el hospital viejo levantado en los primeros años del siglo XX; la Casa Banda, el billar y la tienda Conasupo, que son edificaciones del siglo XIX, de dos pisos y en buen estado.

En Uruachi, pueblo minero que se originó en 1736, abundan las grandes construcciones de adobe de dos plantas y sendos muros, y barandales de madera.

Sus moradores acostumbran pintarlas de colores brillantes y contrastantes. Desde lejos se aprecian los techos de lámina de sus casas, rasgo característico de casi todos los lugares de la sierra.

Fiestas tarahumarasDentro de todos los grupos indígenas que habitaron la región de la Barranca Oteros-Chinipas se pueden mencionar chínipas, témoris, guazapares, varohíos, tubares y tarahumaras.

Con el paso del tiempo sólo estos últimos, es decir los tarahumaras y los varohíos, han sobrevivido aunque relegados a muy pocas comunidades. De estos grupos, la que mejor conserva sus fiestas y tradiciones, como la celebración de la Semana Santa, es la comunidad de Jicamórachi, por el rumbo de Uruachi.

Recorridos a pie
De las excursiones posibles se sugieren las que se realizan desde el valle de Otachique hasta Uruachi, ascendiendo en unas cuantas horas hasta la cumbre del Cerro Colorado y el que va desde La Finca hasta las Cascadas de Rocoroybo, caminata que puede realizarse en uno a dos días, pero que será bien recompensada ante la vista de las cascadas.

De enorme interés escénico es la caminata entre Maguarichi y Uruachi, siguiendo el curso del río Oteros por el fondo de la barranca.

Recomendaciones

También te podría interesar

Comentarios

Lo último

El significado de las piñatas
México
El significado de las piñatas y su origen

¡Ya le diste uno, ya le diste dos, ya le diste tres! Conoce el origen y significado de las piñatas: una tradición mexicana que llegó de China.

cómo hacer un nacimiento navideño, paso a paso.
México
Cómo hacer un nacimiento navideño, paso a paso

El nacimiento navideño es un elemento clave para festejar la Navidad. Si quieres poner el tuyo pero no sabes por dónde empezar, te recomendamos seguir estos pasos.

México
6 recetas mexicanas para preparar en Navidad, Año Nuevo y Reyes

Te compartimos 6 recetas mexicanas para preparar en Navidad, año Nuevo y Día de Reyes. Son recetas muy fáciles y deliciosas.

México
Experiencias únicas para el 2018