PUBLICIDAD
Tapijulapa: Para los amantes de la naturaleza
PUBLICIDAD
Rankings
Newsletter de México Desconocido México Desconocido en Facebook México Desconocido en Twitter México Desconocido en Google+ México Desconocido en YouTube México Desconocido en Flipboard RSS de México Desconocido
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Representación de la Conquista en Tlacoachistlahuaca (Guerrero)

Por: Nicolás Triedo

¿Quién sustituye mi nombre?¿Quién disminuye mi fama?¿Quién es ese que con astucia anuncia la lucha inesperada?

Pues creo que hasta mí vendrá una multitud de hombres bien armados, invadiendo mi persona y a todo mi reinado, pero es insignificante el puñado de hombres barbados que según se dice son castellanos, mas yo sin embargo espero su gran resolución, ya verán su desengaño, pues aunque vengan más de un millón o el mundo entero, creo que será superior la fuerza de mis soldados, queridos vasallos míos; por desconfianza es preciso que cierren todos los puertos alrededor, vigilando por mar y tierra el avance de los traidores españoles que acá se van dirigiendo.Moctezuma. La configuración del paisaje, las diferentes expresiones culturales, lo accidentado del relieve, la enorme variedad de climas, la diversidad de su flora y fauna, las distintas formas de ser de sus habitantes, su pensamiento, comida, música y artesanía, hacen del estado de Guerrero un interesante mosaico físico y humano. 

Dentro de este mosaico encontramos diferentes regiones geoculturales: Sierra Noreste, Tierra Caliente, Valles Centrales, La Montaña, Costa Grande y Costa Chica.  Esta última región se extiende desde el municipio de Acapulco hasta el estado de Oaxaca. La anchura de la faja costera hasta una latitud de 500 m oscila entre 30 y 40 kilómetros. Mientras las llanuras sobre el litoral se cubren de palmas de cocos, guayabos y palos de mango, en las estribaciones de la sierra las cimas de las lomas semiáridas albergan a algunos pinos raquíticos.  En esta región alta de la Costa Chica, al norte de Ometepec, sale un pequeño camino que lleva al poblado de Tlacoachistlahuaca.  La gran mayoría de los pueblos indígenas que integran el actual municipio de Tlacoachistlahuaca, antes de la conquista se hallaban diseminados en la parte plana y baja de la costa, sobre todo en las márgenes de los ríos y arroyos que desembocan en el océano Pacífico.  Durante la Colonia, los indígenas salieron de la costa para no perecer a manos de los negros capataces, criados, encomenderos, trapicheros, pescadores y arrieros que introdujo don Tristán de Luna y Arellano, dueño de las estancias de Cuajinicuilapa, en la Costa Chica, y que se convirtieron en verdaderos azotes de los naturales.  En la pequeña comunidad de Tlacoachistlahuaca viven alrededor de ocho mil habitantes, en su mayoría mestizos. Allí se lleva a cabo laDanza de la Conquista, cuyos antecedentes directos se encuentran en esta misma región, en una comunidad cercana: Acatepec. 

Los topiles o principales son los encargados de la danza y de todos los preparativos que giran alrededor de ésta, como elegir a los danzantes y a los diferentes personajes, coordinar comidas, hospedaje de los visitantes y otras labores previas. El mayordomo es propuesto por la comunidad cada año. Es el responsable de preparar la comida para todos los participantes y principales; a veces cuenta con una res que le regalan los ganaderos. Este personaje también se encarga de arreglar la iglesia, de pagar los toritos y el castillo pirotécnico que habrá de utilizarse antes de que inicie la representación de la conquista.  A los ocho días se vuelve a realizar la misma celebración: “la octava”, y también es el mayordomo el encargado de alimentar a todos los concurrentes. El menú para esta ocasión es tradicionalmente carne asada con chile rojo. La banda de música que acompaña a los danzantes suena durante varios días sin parar, aunque es difícil verlos tocar a todos juntos, ya que siempre hay por lo menos uno que duerme sobre su instrumento. La música es uno de los elementos fundamentales, pues la banda ejecuta diferentes marchas: fúnebres cuando se ha capturado a algún guerrero de cualquiera de los dos lados, enérgicas cuando aparecen los guardias. También se entonan elSon de la victoriapara celebrar los triunfos,La candelillaa la mitad de la danza, y sones de guerra, entre otros.   

Existe un personaje de mucha relevancia en esta danza-representación: el maestro. Este, además de manufacturar los toritos y el castillo, es el responsable de la coordinación coreográfica, de marcar los tiempos en la danza y de dirigir a los músicos.  En este evento participan alrededor de 26 danzantes. Algunos representan personajes como Cuitláhuac, la Malinche, la reina Xóchitl, Cuauhtémoc, Paco de Alvarado y Hernán Cortés. 

La representación de la conquista dura toda la noche del 7 de diciembre hasta el amanecer del día 8, pero los danzantes inician su actividad días antes, durante los cuales se desarrollan las danzas preparatorias que llaman “atoles” y donde repiten la rutina de llevar por todo el pueblo las coronas, que habrán de ser reverenciadas en diferentes casas, y la Virgen, que será velada en casa del mayordomo. Las danzas se repetirán durante varias horas; en los hogares, las familias ofrecerán tamales y atole a todos los concurrentes. Cuando cae la tarde los danzantes recogen las coronas y la Virgen y llevan todo de regreso en solemne procesión a la iglesia del lugar, donde permanecerán algunas horas antes de ser paseadas otra vez por todas las callejuelas del pueblo. El día 7 en la mañana las velas que representan promesas y los arreglos florales son llevados al templo. La actividad en este día es grande.  Los danzantes preparan los trajes que lucirán durante la noche; el maestro termina el castillo y los toritos que habrán de ser quemados frente a la iglesia; otros construyen la carabela que utilizarán los españoles, con madera y papel de china en el cajón de unapick-up.  Al comenzar la danza, los aztecas estarán distribuidos en distintos puntos del pueblo para resguardar el puerto (es decir el atrio de la iglesia) adonde habrá de llegar la carabela con Cortés y sus hombres.

Una vez apagado el último torito, inicia la conquista. Los guerreros aztecas llegan a la plaza principal precedidos por Moctezuma, la reina Xóchitl y la Malinche. Éstos ocupan su lugar en el trono y los guerreros retoman sus puestos estratégicos para recibir al contingente español que está por llegar en su embarcación.  De pronto y ante el asombro de todos, una carabela motorizada hace su aparición en el escenario. La parte superior del vehículo está recubierta con papel de china rojo y amarillo y banderas del conquistador. En él vienen encaramados más de una docena de soldados españoles; los guerreros aztecas corren hacia ellos e inicia una cuenta y desgastante lucha con machete. Los enfrentamientos se repetirán durante toda la noche.  Intermitentemente, y hasta el amanecer, irán apareciendo los pasajes de la conquista de México: Moctezuma regala ofrendas y la Malinche a Cortés, bautizan a ésta y pasa a ser Marina. Moctezuma traiciona a su pueblo y Cuauhtémoc lo mata. Más tarde Cortés llora en el árbol de la noche triste por su derrota. Antes del amanecer Cuauhtémoc es capturado y encerrado, y se le queman los pies.

Con las primeras luces de la mañana éste es colgado, la reina Xóchitl va por el cuerpo y lo entierra.  La representación dura alrededor de trece horas. Todos los actores saben sus diálogos de memoria; habrán necesitado cinco meses para aprender las coreografías y los textos, pero es un honor para ellos haber sido elegidos; algunos aprovechan la ocasión para hacer promesas.  Toda la comunidad aporta y participa en la celebración, pues algunos otros eventos se llevan a cabo paralelamente; pelea de gallos, jaripeo, danzas regionales y feria.  LaDanza de la Conquistacoincide todos los años con la celebración de la Santísima Concepción.   

Después de la fiesta del pueblo de Tlacoachistlahuaca regresa a la normalidad. Los lugareños en su mayoría son agricultores, aunque la ganadería es importante. La comunidad es apacible, con sus estrechas callejuelas empedradas y sus casas de adobe y teja.  Al amanecer la bruma envuelve al pueblo y cubre la iglesia, el Palacio Municipal con sus héroes de la independencia, el quiosco y la plaza central, así como todos y cada uno de los rincones de este pequeño paraje de la región montañosa de la Costa Chica de Guerrero.  “¡Oh! Árbol resplandeciente que en tus gigantescas ramas has recibido la muerte del último rey azteca, fecha inolvidable del 28 de febrero de 1525 en que expiró el rey de México, día de un gran tribunal, en que fue muerto el héroe de nuestra patria, quedando grabada en su historia los recuerdos de su memoria” (texto de la “Marcha final de la reina Xóchitl”).   

SI USTED VA A TLACOACHISTLAHUACA   

Si se encuentra en la Costa Chica de Guerrero, tome la carretera federal núm. 200. De Acapulco a Marquelia se recorren 142 km, y una vez allí, por la misma carretera hasta Ometepec (53 km), en donde sale una carretera secundaria que le conduce a Tlacoachistlahuaca. Aunque no sea durante la época en que se revive la conquista, se recomienda visitar este pequeño poblado de gente amable, que estará siempre dispuesta a enseñarle las bellezas de este rincón guerrerense.   

Fuente:   México desconocido No. 262 / diciembre 1998 

ComScore
IASA Comunicación