Buscador
Ver revista digital
Historia

La ciudad que ya no existe: una nostálgica mirada al pasado por Carlos Villasana

Ciudad de México
la-ciudad-que-ya-no-existe
© Carlos Villasana

Carlos Villasana nos relata la historia detrás de su libro "La ciudad que ya no existe" con 100 fotografías para ponernos nostálgicos.

La Ciudad de México es un sitio que tiene múltiples matices, pues en ella encuentras rascacielos modernos, edificios coloniales y aquellas ruinas de la esplendorosa Tenochtitlan. Pero más allá de eso, existe todavía un gran vestigio de lo que se esfumó por el inevitable paso del tiempo y es precisamente con el libro La ciudad que ya no existe el cual te permitirá viajar al pasado, por medio de 100 fotografías.


Disfruta tu ciudad

En entrevista con Carlos Villasana, autor del libro y quien además es fundador y administrador de la página “La Ciudad de México en el tiempo”, platicamos acerca de esta obra que sin duda pondrá melancólicos a propios y extraños.

¿Cómo nació La Ciudad que ya no existe?

Debemos tener en cuenta el hecho de que Carlos Villasana es un investigador iconográfico, colaborador en distintos medios y una persona que realmente ama a “La Ciudad de los Palacios”. Además, posee todo un acervo fotográfico, el cual surgió en la infancia gracias a que su padre era maestro de telesecundaria y le mandaba postales de los sitios que visitaba; y a su madre, quien era una maestra de historia con toda una colección de libros fotográficos.

Carlos Villasana

Él explica que anteriormente había trabajado con la Editorial Planeta en un libro titulado La ciudad oculta, de Héctor de Mauleón, en la parte de investigación iconográfica. Sin embargo, el parteaguas para la creación de su libro fue en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara del 2018.

Aún con una expresión sorpresiva por la manera en que se dieron los hechos, Villasana relata que los miembros de Editorial Planeta lo invitaron a una cena, donde surgió una curiosa conversación.

Me dijeron ‘oye ya se corrió el chisme que tú tienes ahí unas fotos que no quieres publicar ¿Pero qué crees? vamos a publicar un libro con esas fotos’. No las habían ni visto eh, me dicen ‘pero queremos esas fotos en un libro y el libro se va a llamar La ciudad que ya no existe. Así nació.

Carlos Villasana.

A palabras de Carlos Villasana “¿Cómo vas a amar algo que no conoces?”, he ahí la importancia de la crónica. Por eso, el libro es un claro llamado a todos aquellos que amen la historia, para que recuperen este tipo de archivos y no se borren de la memoria colectiva.

Proceso para seleccionar las fotografías

El recorrer cada página del libro es un espectáculo visual e histórico. Pero detrás de las páginas, Carlos cuenta que hubo todo un trabajo neutral para decidir las fotos y se llevó a cabo por María José Cortés, coordinadora editorial en Editorial Planeta.

“Iba a mi casa (María José), hacíamos sesiones de horas viendo imágenes, yo se las pasaba y ella iba a golpe de vista con las que más le gustaban (…) Son imágenes que para ella funcionaban”

Carlos Villasana.
Carlos Villasana

Fue un proceso arduo el cual rindió frutos, pues el cronista comparte en su emoción que fue una buena selección y ahora la gente que adquiere el libro está tomándole cariño, por el México que no habían visto de dicha manera.

Cada foto tiene su encanto e incluso Villasana nos enseñó una de las que más lo conmueve. Se trata de una madre, sumida en tristeza, con sus dos hijos pequeños y con un ferrocarril de fondo. Para el coleccionista, la composición que tiene es increíble.

La ciudad que ya no existe es un libro innovador

Hay varios aspectos que hacen único a éste texto, como lo son:

  • Uso de un lenguaje informal, por el cual sientes un acercamiento con las fotografías.
  • Una línea del tiempo, en la parte inferior de la foto, que te dice la época en la que está situada.
  • Código QR, en algunas fotografías, que te lleva al lugar de origen del momento.
  • Cuenta con un tamaño práctico y lo puedes llevar contigo a donde sea.
  • Es apto para todo público.
  • Cada fotografía conserva su color original.
Carlos Villasana

Por otra parte, Carlos Villasana hizo un homenaje al “fotógrafo desconocido” y así poder admirar su increíble talento, el que quizá ellos nunca se enteraron que poseían.

“Hay algo en esos objetos, en esas fotos, que te llama la atención y que no sabes bien porqué. Dices ‘qué bonita imagen, qué bonita fotografía’. Yo también trato un poquito de decir que no solamente esas fotos que nos han enseñado, que son artísticas, de fotógrafos reconocidos tienen su encanto. También aquí hay muchísimas que no sabemos quién la tomó pero esta preciosa ¿no? y eso es lo que se le está llevando a la gente, lo que te dice algo de esa ciudad que se transformó, de ese pasado de personas que crearon ésta ciudad, que también destruyeron en su caso algunas cosas.”

Carlos Villasana

La futura fuente de inspiración

La realidad es que varias de las fotografías en La ciudad que ya no existe plasman un momento de la historia, pero el transfondo específico no lo podremos conocer. Esto da pie a que las personas utilicen su creatividad, para desarrollar todo tipo de narrativas y ese es el poder que una fotografía urbana lleva consigo.

Carlos Villasana

“Muchas de éstas son únicas, es esa foto y ya. No sabemos nada de ellos, yo pregunto a los tianguis ‘oye ¿de dónde salió esta foto? y me dicen ‘no, pues la despegue de un álbum que estaba por allá, me la encontré en la basura’. Esas son las historias, entonces no sabe uno, bien a bien, cómo llegó ahí (…) Llegan a uno y las puedes revivir”

Carlos Villasana.

Aunque las fotografías nos pueden generar todo tipo de pensamientos por el evidente cambio de la ciudad, él comenta que ama el México en el que vive.

“En la medida en que uno añora el pasado es porque probablemente lo compares con el presente”.

Carlos Villasana.


Disfruta tu ciudad

ciudad de mexicohistoria de la ciudad de mexicolibros
autor Es una apasionada a la cultura mexicana y todo su folclore.
Suscríbete al Newsletter

Recibe infomación sobre eventos, escapadas y los mejores lugares de México directo en tu correo.

Comentarios