Síguenos

Suscríbete al Newsletter

Conoce México Historia

La Navidad cuando Quetzalcóatl le ganó a Santa

En 1930 los mexicanos celebramos la Navidad acompañados de Quetzalcóatl con el fin de olvidar a Santa Claus, un personaje que nada tiene que ver con México.

mm

Conoce México, sus tradiciones y costumbres, pueblos mágicos, zonas arqueológicas, playas y hasta la comida mexicana.


Era 1930 y el nacionalismo estaba muy presente en México, hacía pocos años que había terminado la Revolución y era esta la razón por la que alabar a un personaje extranjero como Santa Claus en Navidad parecía una locura. Por ello mediante una instrucción presidencial se invitó en esa fecha a los mexicanos a usar a Quetzalcóatl como ícono de la Navidad. ¿Por qué no?

Suena a una locura y a más de uno le saca una sonrisa, una idea creativa más de nuestros presidentes. El tema es que la idea quizá no sonaba a locura si pensamos que los aztecas aunque no celebraban Navidad, al igual que la mayoría de las culturas prehispánicas, festejaban el solsticio de invierno, ya que este marcaba el nacimiento de un nuevo ciclo. Sin embargo en esa fiesta  a diferencia de nosotros, los aztecas durante lo que se denominada Panquetzaliztli conmemoraban la victoria del dios Huitzipopochtli sobre la diosa de la luna.

Así fue como en 1930 Quetzalcóatl pasó de ser un dios a convertirse en la figura oficial de la Navidad en México y en el comisionado para repartir juguetes a los niños en lugar de un personaje extranjerizante y poco identificado con la cultura nacional como Santa.

El encargado de ese mandato fue el Presidente Pascual Ortiz Rubio quien a través de la Secretaría de Educación Pública, giró instrucciones para que en las escuelas del país se difundiera esta nueva imagen y anunció un magno evento para el 23 de diciembre en el Estadio Nacional en el cual Quetzalcóatl en persona repartiría juguetes a los niños que se hubieran portado bien.

Este mandato, claramente provocó todo tipo de burlas y comentario ( y eso que no había Twittter), es por eso que hubo indignación de parte de los más religiosos que se escandalizaban porque un dios prehispánico iba a ser el personaje principal de una fecha tan religiosa como el nacimiento de Jesús.

Sin embargo, ocurrió, eran épocas totalmente oficialistas y algunos lugares empezaron a decorarse con la imagen de este dios prehispánico. En la publicidad también se hizo presente, tanto así que  algunos slogans señalaban que ese año los regalos podían ser traídos por Santa Claus, los Reyes Magos o Quetzalcóatl por igual.

En el evento del Estadio Nacional, al que, de acuerdo con registros de la época, asistieron 15 mil personas, llegó alguien caracterizado de Quetzalcóatl, repartió ropa y regalos a los niños, se cantó el Himno Nacional, se presentaron bailes tradicionales y, todos disfrutaron del evento, pero de alguna menera esto demostró que era una locura que una deidad prehispánica o una escultura de piedra fuera la encargada de llevar regalos a los niños la noche de Navidad.

Después de este singular episodio, se decidió no repetir el experimento, y Santa Claus siguió apareciendo en los aparadores de las tiendas y adornos durante la época navideña… especialmente después de 1931, cuando Coca-Cola empezó a utilizar la imagen de un gordito de ojos azules y con gran sonrisa en su publicidad.

En contraste y para mantener el nacionalismo en de los murales de los artistas de la época, la Navidad se convirtió en posadas y piñatas, pero nunca más se intentó presentar a un personaje que se encargara de traer regalos a los niños.

Así la historia, ¿Qué opinan al respecto? ¿Recuerdan algún otro error navideño así?

Recomendaciones

También te podría interesar

Comentarios

Lo último

México
Estos son los paisajes invernales que se pueden ver en Tlaxcala

Tlaxcala vivió una Cencellada que dejó un bello paisaje invernal en varios de sus municipios, aquí las bellas imágenes.

México
3 playas de México para viajar en temporada baja

En enero comienza la temporada baja para vacacionar, este es uno de los mejores meses para los viajeros; los vuelos son más baratos y los hoteles también, las playas están vacías y el sol es cálido pero no abrasador. Si no saliste de vacaciones o te quedaste con ganas de más, aprovecha la temporada baja y relájate en estas hermosas playas.

Teatro Kabuki, edificio emblemático de Sumiya
Morelos
El gran hotel japonés de la Pobre Niña Rica en Cuernavaca

Hay una gran historia tras la majestuosa construcción del Camino Real Sumiya. La propiedad perteneció a la señora Bárbara Hulton Woolworth, considerada una de las mujeres más ricas del siglo XX. Además del brunch y su arquitectura japonesa, este lugar es perfecto para una escapada de la CDMX.

Veracruz
Fin de semana en el puerto de Veracruz

El puerto de Veracruz está lleno de nuevos atractivos que en conjunto con sus tradiciones hacen de este lugar un sitio imperdible para los viajeros.