Buscador
Ver revista digital
Conoce México

Victoriano Huerta: El usurpador de la Revolución Mexicana

victoriano huerta

El Chacal o El Usurpador de la Revolución son apodos que Victoriano Huerta se ganó por sus acciones contra Francisco I. Madero.

Victoriano Huerta tuvo un papel importante en el Porfiriato, fue pieza clave durante la Revolución Mexicana y traicionó a Francisco I. Madero para finalmente convertirse en presidente de México.

José Victoriano Huerta Márquez nació en Colotlán, Jalisco un 23 de marzo de 1845. 

Identificado como indígena, Huerta aprendió a leer y escribir en la escuela municipal soñando con estudiar una carrera militar, pues era la única manera de superar la pobreza en la que nació.

En 1869 el general Donato Guerra tomó a Victoriano Huerta de apenas quince años como secretario personal durante su visita a Colotlán, lo que le valió una beca para estudiar en el Colegio Militar.

Huerta entró a estudiar al Colegio Militar de Chapultepec, donde se graduó con honores en 1876, con el rango de teniente. 

victoriano huerta
El general Victoriano Huerta.

Conoce la historia completa de la Revolución Mexicana aquí.

En una ceremonia académica, el entonces presidente Benito Juárez otorgó un reconocimiento a Victoriano Huerta por sus excelentes calificaciones y le dijo “De los indios que se educan como usted, la patria espera mucho”.

Dedicó ocho años al cuerpo militar de ingenieros sobresaliendo por su excelente labor para la Comisión de Cartografía Mexicana

La carrera militar de Victoriano Huerta

Después de recibir el rango de teniente y haber liderado exitosamente los fuertes de Loreto y Guadalupe en Puebla, Huerta fue promovido a capitán y asignado a la 4ta División de Guadalajara.

El general Manuel González Flores era líder de la 4ta División. También era compadre y amigo del presidente Díaz. 

El general González tomó a Huerta como su protegido y le ayudó a ganar un lugar y una reputación en la milicia de México.

A partir de 1879, Victoriano Huerta comenzó a destacar por su destreza en el frente de batalla y el buen trato que tenía con sus tropas.

Sin embargo, también destacó por no tener límites, llegando incluso a saquear bancos e iglesias para pagarle a sus soldados a tiempo.

victoriano huerta
Victoriano Huerta antes de llegar a general.

En 1890 Victoriano Huerta recibió el grado de coronel y cumplió un gran número de misiones que fueron clave en el control militar que ejercía Porfirio Díaz sobre el País.

Conoce más sobre Porfirio Díaz y su dictadura aquí.

El ascenso y retiro del general Victoriano Huerta durante el Porfiriato

En 1890, Victoriano Huerta recibió el grado de coronel y se codeaba con Porfirio Díaz, así como sus más cercanos allegados.

Su pelotón de infantería logró contener una rebelión en Guerrero en 1895, donde a pesar de que el general Canuto Neri ya se había rendido, Huerta no tuvo reparo en exterminar a todo su ejército.

En 1900 contuvo y casi exterminó por completo a los Yaquis en Sonora. En 1901 puso fin a una rebelión indígena en Guerrero y en mayo de ese año se convirtió en el general Victoriano Huerta.

También peleó y sometió a los indígenas mayas en Yucatán y Quintana Roo en el año de 1902, donde se quedó al mando de las fuerzas federales.

Su salud decayó por el alcoholismo que sufría y desarrolló cataratas, lo que le obligó a retirarse del ejército en 1907.

victoriano huerta
mexicodesconocido.com.mx Victoriano Huerta tuvo que usar lentes de sol por las cataratas que desarrolló.

Comienza la Revolución Mexicana, las fuerzas de Victoriano Huerta contra zapatistas y orozquistas

Al comienzo de la revolución Victoriano Huerta regresó a la milicia como general, pero no hizo ningún movimiento más que acompañar al derrotado Porfirio Díaz al exilio.

En el tiempo de transición antes de nombrar presidente de México a Francisco I. Madero, Huerta atacó sin piedad a las fuerzas zapatistas quemando pueblos y matando gente relacionada con Zapata por todo el estado de Morelos.

A pesar de que Madero buscaba la reconciliación con Zapata, las acciones del general Huerta llevaron esta relación a su fin, dando lugar a la proclamación del Plan de Ayala por Emiliano Zapata.

Francisco I. Madero ordenó que todos los rebeldes que apoyaron su revolución entreguen las armas, por lo que Victoriano Huerta declaró su lealtad al presidente y tomó sanguinarias acciones en contra de quienes se le oponían. 

Dio caza a rebeldes como Pascual Orozco, quién al igual que Emiliano Zapata, no planeaban dejar la lucha. Huerta tuvo problemas incluso con Pancho Villa, a quién por poco fusila, de no ser por la intervención de los hermanos de Madero.

victoriano huerta
Victoriano Huerta, Emilio Madero (hermano de Francisco I. Madero) y Pancho Villa en el campo de batalla.

Más acerca de la vida y batallas de Pancho Villa aquí.

Después de derrotar a los seguidores de Pascual Orozco en Rellano en mayo de 1912, Victoriano Huerta ganó reputación de héroe de la nación.

La Decena Trágica: Huerta traiciona a Francisco I. Madero

Madero iba perdiendo popularidad y apoyo por no respetar lo que había prometido en el Plan de San Luis, así como un conjunto de malas decisiones. 

Planes en contra de Francisco I. Madero sobraban, pero ninguno como el llevado a cabo por Felix Díaz, sobrino de Porfirio Díaz y los generales Bernardo Reyes y Manuel Mondragón.

El plan era que Victoriano Huerta se uniera en contra de Madero y que lo debilite desde adentro, pero rechazó la oferta. 

Durante las batallas que se dieron entre el 9 y el 19 de febrero de 1913, Bernardo Reyes murió y el encargado de la defensa del Palacio Nacional, Lauro Villar, fue gravemente herido.

Victoriano Huerta fue nombrado encargado de la defensa y aprovechó para unirse a los rebeldes, pero fue descubierto por Gustavo A. Madero, hermano del presidente.

victoriano huerta
Ilustración de la Decena Trágica.

Gustavo A. Madero arrestó a Victoriano Huerta y lo llevó ante su hermano, Francisco I. Madero, quien no creyó en lo que decía y liberó a Huerta, error que pagaría muy caro.

Conoce al presidente Francisco I. Madero, su vida y obra aquí.

El Pacto de la Embajada

También conocido como el Pacto de la Ciudadela, fue un documento firmado por Félix Díaz y Victoriano Huerta donde desconocen el gobierno de Francisco I. Madero, con el embajador estadounidense Henry Lane Wilson como testigo.

El Pacto de la Embajada contiene los siguientes estatutos:

  • Desconocimiento del gobierno de Francisco I. Madero
  • La toma de presidencia por el general Victoriano Huerta antes de 72 horas
  • La notificación a los gobiernos extranjeros de la destitución de Francisco I. Madero
  • Cese de las hostilidades

Félix Díaz no tomaría ningún cargo para competir limpiamente en las elecciones.

Muerte de Francisco I. Madero y José María Pino Suárez

Después de varios días de lucha, Huerta mandó arrestar a Madero y al vicepresidente José María Pino Suárez el 18 de febrero de 1913.

El 22 de febrero de 1913 Francisco I. Madero, legítimo presidente de México y José María Pino Suárez, vicepresidente, fueron obligados a renunciar a sus cargos y transportados por la noche a la penitenciaría de Lecumberri.

francisco i madero
El presidente Francisco I. Madero junto al vicepresidente José María Pino Suárez.

Una vez ahí, se suponía que iban a mandarlos al exilio, pero fueron llevados a la parte de atrás del edificio y ejecutados.

Pedro Lascuráin, presidente por cuarenta y cinco minutos

pedro lascuráin
Pedro Lascuráin, presidente de los Estados Unidos Mexicanos por 45 minutos.

Huerta hizo que Pedro Lascuráin, Secretario de Relaciones Exteriores, tomará la presidencia siendo el siguiente en la línea sucesoria, detrás del vicepresidente y el presidente de la Suprema Corte.

Pedro Lascuráin designó a Huerta como Secretario de Interior, puesto que sigue en la jerarquía de poder y renunció a los cuarenta y cinco minutos, cediéndole el poder a Victoriano Huerta.

El gobierno del presidente Victoriano Huerta

El gobierno de los Estados Unidos se negaba a reconocer el gobierno de Victoriano Huerta y exigía democracia. 

Félix Díaz y los implicados en el cuartelazo contra Madero llamaron a las elecciones, pero Huerta no entregó la presidencia.

Huerta quería quedar bien con los gobernadores y buscó el apoyo de Pascual Orozco, contra quien había combatido en nombre del gobierno de Madero.

Pascual Orozco declaró lealtad a Victoriano Huerta el 27 de febrero de 1913 y fue enviado a buscar el apoyo de Emiliano Zapata quien le dijo “Huerta representa la traición al ejército, usted representa la traición a la Revolución”.

pascual orozco
laverdadjuarez.com Victoriano Huerta y Pascual Orozco.

La traición que Huerta orquestó contra Madero fue muy evidente, por lo que se ganó el apodo de El Chacal o El Usurpador de la Revolución.

El presidente Huerta hizo cuanto pudo para ganarse el favor de las masas y de los políticos sin perder la mano dura que lo caracterizaba, convirtiendo su gobierno en un sistema cada vez más militar.

Más acerca de la vida de Pascual Orozco y sus hazañas durante la Revolución Mexicana aquí.

Venustiano Carranza llama a levantarse en armas contra Victoriano Huerta

venustiano carranza
memoriapoliticademexico.org Venustiano Carranza.

Venustiano Carranza, entonces gobernador de Coahuila, proclamó el Plan de Guadalupe, en donde desconocía a Huerta como presidente y llamó a levantarse en armas, conformando el Ejército Constitucionalista.

Emiliano Zapata, Francisco Villa, Álvaro Obregón y otros revolucionarios se unieron a Venustiano Carranza, provocando batallas y levantamientos en toda la república.

El gobierno de Huerta se fue convirtiendo en una dictadura militar cada vez más dura. El presidente ponía hombres de la milicia en posiciones de poder para tenerlos bajo su control.

Además, asesinaba a sangre fría a quienes se atrevieran a cuestionar o criticar su juicio como presidente. 

Conoce más sobre Venustiano Carranza, el Plan de Guadalupe y el Ejército Constitucionalista aquí.

Cuando Huerta tomó el poder, habían al menos 50 mil soldados en el Ejército Federal, por lo que convocó a que los mexicanos se unieran a sus filas, pero todos se unieron al Ejército Constitucionalista.

Después de movimientos fallidos para ganar la simpatía del pueblo, asesinar a quienes se le oponían, convertir a México en una dictadura militar y las derrotas que sufría el Ejército Federal, Victoriano Huerta abandonó la presidencia el 15 de julio de 1914.

Exilio y muerte de Victoriano Huerta

El general Huerta estuvo en Jamaica, España, Inglaterra y finalmente llegó a Estados Unidos en 1915.

En Texas se juntó con otros exiliados mexicanos, entre ellos su antiguo enemigo Pascual Orozco, que buscaban regresar al país y apoyaban a Huerta.

Los exiliados buscaron apoyo de Alemania, que se mostró interesado en ayudarles si se comprometían a declarar guerra contra Estados Unidos para debilitar su importación y exportación de municiones, ahora que estaban enfrascados en la Primera Guerra Mundial.

Las autoridades Estadounidenses intervinieron, arrestándolos por conspiración y por romper la neutralidad declarada por Estados Unidos en cuanto a temas ajenos a ese país.

victoriano huerta
La tumba de Victoriano Huerta en Texas.

Huerta fue puesto bajo arresto domiciliario, para luego ser trasladado a la prisión militar de Fort Bliss en Texas, donde murió de una cirrosis hepática el 13 de enero de 1916.

emiliano zapatafrancisco i maderoFrancisco Villapascual orozcoRevolución mexicanavictoriano huerta
Suscríbete al Newsletter

Recibe información sobre eventos, escapadas y los mejores lugares de México directo en tu correo.

Comentarios